Comunicado de la Asociación Castellano Leonesa de Salud Mental – AEN