Declaración Foro Salud Mental en apoyo a Sanidad Pública de Madrid

DECLARACIÓN EN APOYO DE CIUDADANOS Y PROFESIONALES DE LA SALUD DE LA COMUNIDAD DE MADRID MOVILIZADOS EN DEFENSA DE LA SALUD PÚBLICA.

Los firmantes de esta declaración, integrantes del Foro de Salud Mental, reunidos en Madrid en abril de 2013, quieren manifestar el apoyo de los miembros de todas sus organizaciones a los ciudadanos y profesionales de la salud que se están movilizando en defensa de los servicios públicos de salud de esta Comunidad.

Lea aquí el texto completo

 

 

 


Comentario sobre la Propuesta de de Anteproyecto de Modificación del Código Penal en Relación a las Medidas de Seguridad

Grupo de Ética y Legislación: Asociación Española de Neuropsiquiatría, AEN. Marzo 2013.

Alicia Roig Salas. Psiquiatra (Barcelona), Ana Moreno. Psiquiatra (Alcalá de Henares), Onésimo González Álvarez. Psiquiatra (Huelva), María Eugenia Díez Fernández. Psicóloga Clínica (Asturias), Mariano Hernández Monsalve. Psiquiatra (Madrid), José Leal Rubio. Psicólogo Clínico (Barcelona), Fernando Santos Urbaneja. Jurista (Córdoba)
 


Texto completo en PDF 

 

Read more


Informe AEN sobre Proyecto Real Decreto Troncalidad

INFORME DE LA ASOCIACION ESPAÑOLA DE NEUROPSIQUIATRIA SOBRE EL PROYECTO DE REAL DECRETO POR EL QUE SE REGULA LA TRONCALIDAD Y OTROS ASPECTOS DEL SISTEMA DE FORMACIÓN SANITARIA ESPECIALIZADA EN CIENCIAS DE LA SALUD

 En respuesta a la solicitud de informe recibida en esta Asociación, en diciembre de 2012 desde la Secretaría General Técnica del MSSSI, en relación al RD mencionado mas arriba, remitimos las consideraciones que a continuación se detallan con la idea de contribuir a mejorar su contenido.
 El planteamiento central del RD sobre troncalidad nos parece positivo, ya que parte de la necesidad de abordar los procesos de salud-enfermedad desde una óptica integral, con un enfoque interdisciplinario y multiprofesional, superando de esta forma la parcelación actual de las profesiones sanitarias.
 Queremos trasmitir nuestra satisfacción por la creación del tronco de Psiquiatría y  de la nueva especialidad de Psiquiatría del Niño y del Adolescente. Con esta creación se da cumplida respuesta a muchos años de reivindicación  por parte de las Asociaciones de familiares de niños con enfermedades mentales y de las Sociedades y Asociaciones de profesionales de la Psiquiatría del Niño y del Adolescente tanto en nuestro país como en la U. E.
 Queremos mostrar también nuestra satisfacción por la creación de las Áreas de Capacitación Especifica.
Sin embargo entendemos que hay algunos temas que sería necesario precisar y otros modificar.

A. Unidades docentes multiprofesionales
El RD establece la reorganización y reacreditación de las Unidades Docentes en diferentes niveles, troncales y de especialidad. Pero no especifica cómo se van a articular en la nueva estructura docente las Unidades Docentes Multiprofesionales. En todo el texto únicamente se mencionan las Unidades Docentes Multiprofesionales de Salud Mental en relación a la formación de la Psiquiatría del Niño y del Adolescente. Seria necesario, a nuestro juicio, precisar este aspecto.

B. Acceso a la formación especializada en Psicología Clínica
El RD (Anexo 1.3) establece el acceso a la especialidad desde el grado/licenciatura en Psicología. Tenemos que señalar nuestro total desacuerdo con este planteamiento, manifestado en diferentes documentos y reuniones tanto con el MSSSI como con el MECD. El acceso a la profesión de psicólogo especialista en Psicología Clínica debe ser desde la profesión sanitaria generalista en Psicología, que establece la Ley 33/2011 General de Salud Publica.
Dicha Ley señala que el titulo de Grado no habilita, por sí mismo, para el ejercicio de la psicología en el sector sanitario. Por lo tanto la misma Ley especifica claramente que para ejercer la profesión de psicología sanitaria es preciso una formación específica posterior al Grado, como consecuencia, es incomprensible que para acceder a la especialidad de Psicología Clínica, que supone el mayor nivel de conocimientos y responsabilidad, no se exijan los conocimientos previos de la profesión sanitaria generalista de la psicología. El planteamiento del RD, de acceder desde el Grado de Psicología a la formación especializada, es contrario a la formación de especialistas en Ciencias de la Salud y constituiría la única excepción de todo el sistema, con consecuencias negativas de difícil solución.
En definitiva reclamamos que el acceso a la especialidad de Psicología Clínica sea desde la profesión de psicólogo general sanitario y no desde una titulacion no sanitaria. Por tanto la modificación del Anexo 1.3 del RD.

B- Capítulo II   “De la Troncalidad”

B.1. la Psicología Clínica como especialidad troncal
En un principio, el proceso de elaboración de la normativa sobre troncalidad no contemplaba la posibilidad de configurar la Psicología Clínica como especialidad troncal. Sin embargo, las específicas características de la población de niños y adolescentes y las necesidades de atención en el SNS de ellas derivadas, exigen la especialización en este periodo etario. Todos los informes internacionales plantean que las políticas en salud mental deben desarrollar servicios específicos para la atención a niños y adolescentes, y que la salud mental de niños y adolescentes debe constituir un área específica de formación en todos los países europeos. El mismo planteamiento está recogido en el documento de Estrategia en Salud Mental del SNS.
Entendemos que siguiendo este planteamiento, el RD crea la nueva especialidad de Psiquiatría del niño y del adolescente que se incluye en el nuevo tronco de Psiquiatría. Por las mismas razones nos parece indiscutible la creación de la especialidad de Psicología Clínica de infancia y adolescencia,  dentro del tronco de Psicología Clínica. El propio Ministerio de Sanidad y Consumo se interesó en el tema al encargar a nuestra asociación un informe sobre la atención a la salud mental de niños y adolescentes, en el que participaron además ocho asociaciones profesionales, y en el que se reclamaba la creación de ambas especialidades. (Informe sobre la salud mental de niños y adolescentes. Cuadernos técnicos nº 14. AEN, 2009).
Además de estas consideraciones es preciso señalar que, tanto la Psiquiatría como la Psicología Clínica forman parte, tanto en su actividad docente como asistencial, de las unidades docentes multiprofesionales de salud mental, en las que también se incluye la especialidad de Enfermería de salud mental. Los equipos interdisciplinarios de estas unidades están compuestos por psiquiatras, psicólogos clínicos y enfermeros especialistas. Coherentemente con esta estructura asistencial y docente consideramos necesaria la creación de un nuevo tronco de Psicología Clínica en el que se integre la especialidad de Psicología Clínica de infancia y adolescencia.

B.2. Naturaleza y funciones de las comisiones delegadas de tronco
 En el artículo 9,  el apartado 1 se hace mención al plazo de 3 meses a partir de la publicación de este Decreto para la constitución de la Comisión Delegada de Tronco del Consejo Nacional de Especialidades en Ciencias de la Salud, cuando en el artículo 38 del Capítulo VI apartado 4 se dice que en el plazo de 4 meses, desde la entrada en vigor de este Real Decreto, se constituirá la Comisión Nacional de la especialidad de Psiquiatría del Niño y del Adolescente del Consejo Nacional de Especialidades en Ciencias de la Salud. En nuestra opinión los plazos de ambas Comisiones deben de ser iguales.

C.- Capítulo VI “De la creación y modificación de títulos de especialista” 

En el artículo 38 apartado 4 se dice que en el plazo de 4 meses a partir de la publicación de este Real Decreto se constituirá la Comisión Nacional de la Especialidad de Psiquiatría del Niño y del Adolescente del Consejo Nacional de Especialidades en Ciencias de la Salud. En nuestra opinión este plazo debe de ser de 3 meses  para que sea equivalente al plazo de constitución de la Comisión Troncal correspondiente.

D. Normas relativas a la constitución de la primeras Comisiones Nacionales de las Especialidades de nueva creación”

La Disposición Transitoria Tercera, apartado 1 se dice  “…se concederán los nuevos títulos de especialista a los vocales de la Comisiones Nacionales de la nuevas especialidades que sean propuestos para el primer mandato…..siempre que dichas propuestas recaigan en profesionales de reconocido prestigio y una experiencia profesional específicamente desarrollada en el área de capacitación de que se trate, de al menos 5 años, en los últimos 7 años anteriores a la entrada en vigor de este Real Decreto”. Consideramos que deben hacerse las siguientes modificaciones :

• Debe recogerse como en “el área de especialización de que se trate” y no de capacitación.

• Nos parece fundamental dada la enorme importancia de esa primera Comisión Nacional de Psiquiatría del Niño y del Adolescente que los profesionales elegidos tengan una experiencia profesional de cómo mínimo 10 años.

E.- Disposición Transitoria Sexta “Vías transitorias de acceso a los  nuevos títulos de especialista en Ciencias de la Salud” 

• En el apartado 2 se especifican los títulos universitarios que pueden acceder a los nuevos títulos de especialidad. En el caso de la Psiquiatría del Niño y del Adolescente pensamos que los especialistas que puedan acceder por esta vía deben de ser ya especialistas en el Tronco de Psiquiatría con experiencia profesional suficiente en Psiquiatría del Niño y del Adolescente.
 
• En el apartado 3, sobre el procedimiento de acceso por la vía excepcional al título de especialista en Psiquiatría del Niño y del Adolescente y en el punto b segundo párrafo, se dice que si el informe de la Comisión Nacional de la Especialidad sobre la adecuación de la actividad asistencial, docente e investigadora desarrollada y el programa formativo es favorable el aspirante deberá superar una prueba teórico-práctica determinada por la Dirección General de Ordenación Profesional y la Comisión Nacional

En este punto, si el informe es favorable, nos parece totalmente innecesario e inadecuado e incluso contraproducente la obligatoriedad de realizar dicha prueba. En este caso hay que tener en cuenta que estamos hablando de profesionales de la psiquiatría con muchos años de trabajo en el ámbito de la Psiquiatría del Niño y del Adolescente y en muchos casos con años de trabajo y formación en Servicios de Psiquiatría del Niño y del Adolescente públicos en países de la Unión Europea.  
La prueba teórico-práctica o la realización de un periodo formativo complementario, más adecuado y objetivo,  deben de reservarse exclusivamente, en nuestra opinión, para aquellos aspirantes cuyo informe
por parte de la Comisión Nacional de la Especialidad sea desfavorable.

F. Áreas de capacitación específica (ACEs).

Respecto a este apartado  proponemos se active el reconocimiento de las que consideramos imprescindibles en el ámbito de las especialidades que se integran en nuestra asociación y conforman el conjunto de la Salud Mental: Psicoterapia, Psicogeriatría, Alcohol y Drogas, que ya se encuentran esbozadas en el actual programa de formación de Psiquiatria

Esperamos que este informe contribuya a mejorar el RD y merezca su consideración.
Atentamente
                        
Eudoxia Gay Pamos - Presidenta AEN-PSM
José Leal - Vicepresidente AEN-PSM                                
Roque Prego - Presidente de la Sección de Psiquiatría de la Infancia y la Adolescencia de la AEN

 


Adhesión AEN al Manifiesto Europeo de Oposición a la Comercialización del Sistema de Salud.

recortes

La AEN se ha adherido al Manifiesto Europeo  de Oposición  a la Comercialización del Sistema de Salud.

Manifiesto en castellano.

Manifiesto en inglés


Manifiesto Europeo de oposición a la comercialización del sistema de salud. Los Profesionales de la salud hablan.

La organización de un sistema de salud es una responsabilidad pública. Nosotros, los profesionales de la salud, tenemos competencias en diagnosticar, tratar y prevenir enfermedades en nuestros pacientes. Lo hacemos sin discriminar por razones de raza, género o estatus socio-económico. Nuestro papel sería severamente restringido y dificultado si la atención de los pacientes se definiera por criterios fundamentalmente económicos. No deseamos restringir los servicios necesarios, ni queremos llevar a cabo servicios médicamente innecesarios, pero rentables para los proveedores de atención sanitaria.

En todos los países europeos hay recursos disponibles para proporcionar excelentes servicios médicos, la Unión Europea es una de las regiones más ricas del mundo. Sin embargo, estamos cada vez más preocupados porque el clima político actual en la UE puede reducir la prestación de una atención médica adecuada.

La salud no es una mercancía

Observamos una tendencia creciente hacia la privatización del sistema de salud y las organizaciones de atención, independientemente de que los sistemas de salud estén estructurados por regulaciones gubernamentales o fondos de seguros. Cada vez más, los sistemas de salud se comercializan, y la salud y la enfermedad se está convirtiendo en una mercancía.

La privatización significa:
• Hospitales públicos e instituciones se privatizan
• Empresas con interés de lucro están al cargo de los servicios de hospitales públicos y centros ambulatorios.
• En los sistemas de salud organizados por el gobierno, las empresas privadas están autorizadas a ofrecer y facturar los servicios.
• Las ganancias y superávit que generan los servicios de salud revierten en los inversores y no en beneficio de los ciudadanos y los pacientes.
• Los servicios médicos prestados normalmente por las instituciones públicas de salud son cada vez más limitados y restringidos, mientras que el sector privado aumenta y ofrece estos servicios con costos adicionales para el paciente.
• Los servicios altamente técnicos son cada vez más caros.

La privatización de los resultados del sistema de salud amenaza el principio de solidaridad y supone un mayor riesgo individual para los pacientes. También restringe la influencia democrática, el control y la participación. La presión cada vez mayor de las empresas para generar beneficios conduce a la subordinación de las prioridades médicas a las preocupaciones económicas y socava la relación paciente-médico.
Con el fin de instalar los principios de un sistema de salud orientado hacia el mercado, se está propagando la idea de la "competencia sana".  El ánimo de lucro del sistema privado de salud y el sistema público se ven obligados a competir por los pacientes y su atención. En esta situación, el hospital más eficiente de gestión es el ganador, y no aquel que hace una atención centrada en el paciente. También introduce la nueva ideología de la competencia en los tradicionales sistemas de fondos de salud sin ánimo de lucro.

La misma ideología se da como una razón para su comercialización: Hay una explosión de los costes debido a los avances médicos, el envejecimiento creciente de la población y las crecientes expectativas de las "vidas aseguradas". Debido a las limitaciones de recursos y las limitaciones financieras del sector público, la creciente competencia y la privatización son las soluciones pretendidas.

Sin embargo, es un hecho que cuanta más privatización se produce, el acceso a la atención y servicios de salud de calidad dependen más de los ingresos y los recursos privados. Cuanta más privatización, más caro es el sistema de atención de salud - aunque la esperanza de vida y estado de salud general de las poblaciones no mejora (véase, por ejemplo, EE.UU.). Por otra parte, la privatización se produce más cuando el sistema se vuelve más burocrático, pues sólo lo que está "documentado" se paga en un sistema competitivo.

Este es nuestro concepto de una sociedad humana: Una sociedad humana se caracteriza por la solidaridad con su miembro más débil.

Los hospitales no son fábricas de pacientes..
El mercantilismo conduce a consecuencias inaceptables para los pacientes y proveedores de atención médica. Conlleva un exceso de atención sanitaria, falta de servicios de atención médica y un uso equivocado de los mismos y, en consecuencia, un sufrimiento evitable. En los países con altos niveles de privatización, la economización innecesaria de la atención en salud se lleva a cabo porque tiene sentido financiero y conduce a beneficios directos. Incluso se están explorando nuevos campos de explotación de la atención en salud. Esto puede ir tan lejos como hacer enfermedades con el fin de crear una necesidad de servicios rentables. Al mismo tiempo, el número de proveedores de atención sanitaria se reduce para ahorrar costes de mano de obra. Esto a su vez conduce a más trabajo para un menor número de profesionales, lo que resulta en una atención sanitaria de calidad inferior para los pacientes. El principio comercial clasifica a los pacientes en pacientes lucrativos y no tan lucrativos, que reciben atención diferente. Esto es contrario a los principios de humanidad y de nuestras normas éticas profesionales.

Como profesionales de la salud, nos oponemos a la privatización y la economización del sector de atención de la salud.

Exigimos:

• La igualdad de acceso a una atención sanitaria de calidad para todos - sin distinción de raza, sexo, credo o condición social.
• Financiación de la atención sanitaria basada en los principios de solidaridad e igualdad
• Profesionales sanitarios en número suficiente, con formación y retribución adecuadas. (Incluidas las garantías contractuales y legales)

Hacemos  una petición a todos, incluyendo a todos los pacientes, para que nos apoyen en este esfuerzo. Exigimos que los políticos responsables de detener la creciente comercialización y la economización del sector de la salud y pasar a revertir esta tendencia.

• Aktion Gsundi Gesundheitspolitik (Suiza)
• Basisgruppe Medizin Göttingen (Alemania)
• Federación de Asociaciones Para La Defensa de la Sanidad Publica (España)
• Asociación Internacional de Políticas de Salud en Europa
• Ogólnopolski Związek Zawodowy Pielęgniarek i Położnych - OZZ PiP (Polonia)
• Socialist Health Association (Gran Bretaña)
• Socialistiska läkare (Suecia)
• Verein Demokratischer Ärztinnen Ärzte und (Alemania)
• Vereinigung unabhängiger Ärztinnen Ärzte und (Suiza)


European manifesto opposing the commercialization of the health system. Health professionals speak out

The organization of a health system is a public responsibility. We, health professionals, are concerned with diagnosing, treating and preventing illnesses in our patients. We do this without discriminating on the basis of race, gender or socio-economic status. Our role would be severely restricted and handicapped if care for patients were defined by primarily economic criteria. We do not wish to withhold necessary services, nor do we want to perform services that are medically unnecessary but profitable for health care providers.

In all European countries, the resources are available to provide excellent medical services as the European Union is one of the richest regions of the world. However, we are becoming increasingly concerned that the current political climate within the EU may counter the provision of good medical care.

Health is not a commodity

We note an increasing trend toward privatization of the health system and care organizations, regardless whether the health system is structured by governmental or insurance funds regulations. Increasingly, the health system will be commercialized and health and illness is becoming a commodity.

Privatization means:

  • Public hospitals and institutions are privatized
  • For-profit corporations take over public hospital services and ambulatory centers
  • In governmentally-organized health systems private corporations are allowed to offer and bill for services
  • Profits and surpluses from health care services are generated,  directed to investors and not to the benefit of the public and patients
  • Medical services provided typically by public health care institutions become increasingly limited and curtailed, while the private sector gains and offer these services for extra costs to the patient.
  • Well reimbursed highly technical services are ever-increasing

Privatization of the health system results in the loss of the solidarity principle and greater individual risk of the patients. It also restricts democratic influence, control and participation. The ever-growing pressure of corporations to generate profits leads to subordination of medical priorities to economic concerns and undermines the patient-doctor relationship.

In order to install the principles of a market-oriented health system, the ideology of ‘healthy competition’ is propagated. The for-profit private sector health system and the public system are forced to compete for patients and their care. In this situation, the most efficiently-run hospital is the champion and not the best patient-care oriented hospital. It also introduces the new ideology of competition into the traditional non-for-profit health care fund systems.

The same ideology is given as a reason for commercialization: There is a cost explosion because of medical progress, the growing aging of the population and the rising expectations of the “insured lives”. Because of resource limitations and financial constraints in the public sector, increased competition and privatization are the purported solutions.

However it is a fact: The more privatization ensues, the greater are access to care and quality health services dependent on private income and resources. The more privatization occurs, the more expensive the health care system becomes – even if life-expectancy and general health status of the populations does not improve (see for example USA). Furthermore, the more privatization occurs the more bureaucratic the system becomes, because only what is “documented” is paid for in a competitive system.

This is our concept of a human society: A human society is characterized by solidarity with its weakest member.

Hospitals are no patient-factories.

The commercialism leads to unacceptable consequences for patients and health care providers. It results health care delivery surplus, the lack of health care services and misguided service and consequently in preventable suffering. In countries with high levels of privatization and economizing of the health care sector unnecessary health care is delivered because it makes financial sense and leads to direct profits. Even new fields of health care deliveries are explored. This can go so far that illnesses are made up in order to create a profitable service need. At the same time the numbers of health care providers are reduced to save labor costs. This in turn leads to more work for fewer providers, resulting in inferior health care for patients.  The commercial principle categorizes patients in lucrative and not-so lucrative patients, who receive different care. This is contrary to the principles of humanity and our professional ethical standards.

As Health professionals, we oppose the privatization and economizing of the health care sector.

We demand:

  • Equal access to quality health care for all – irrespective of race, gender, creed or status.
  • Health care financing based on principles of solidarity and equality
  • Sufficient number of adequately-trained and paid health care providers (including contractual and legal guarantees)

We petition everyone, including all patients, to support us in this effort. We demand that responsible politicians stop the growing commercialization and economization of the health care sector and move to reverse this trend.

  • Aktion Gsundi Gesundheitspolitik (Switzerland)
  • Basisgruppe Medizin Göttingen (Germany)
  • Federación de Asociaciones para la Defensa de la Sanidad Publica (Spain)
  • International Association of Health policy in Europe
  • Ogólnopolski Związek Zawodowy Pielęgniarek i Położnych - OZZ PiP (Poland)
  • Socialist Health Association (Great Britain)
  • Socialistiska läkare (Sweden)
  • Verein demokratischer Ärztinnen und Ärzte (Germany)
  • Vereinigung unabhängiger Ärztinnen und Ärzte (Switzerland)

Rechazo al Real Decreto-ley 16/2012, de 20 de abril. Derecho a la Salud para todas las personas (12-05-2012)

La AEN, como asociación multiprofesional de salud mental entre cuyas señas de identidad se encuentra la defensa de un modelo sanitario público universal bajo los principios de calidad, equidad y solidaridad; comprometida con los derechos básicos de las personas y los pueblos, así como con la defensa de las personas con trastorno mental y sus familias, manifiesta su rechazo al Real Decreto Ley 16/2012, de 20 de abril.

Dicho decreto excluye de la asistencia sanitaria pública y gratuita a los extranjeros mayores de 18 años no registrados ni autorizados como residentes en España, y limita el acceso a la misma a otros grupos de población. Únicamente podrán recibir asistencia de urgencia por enfermedad grave o accidente y durante el embarazo, parto y postparto.
Read more


Declaración AEN sobre el Tratamiento Ambulatorio Involuntario (5-12-2011)

Madrid, 5 de diciembre de 2011

La Asociación Española de Neuropsiquiatría muestra su claro desacuerdo con la noticia, difundida la semana pasada por Servimedia, en la que se afirmaba que “Los psiquiatras abogan por el tratamiento forzoso de pacientes graves”, y en las que se recogían unas declaraciones del presidente de la SEP, el Dr. Jerónimo Saiz a favor de un cambio legislativo que regule el tratamiento involuntario de los pacientes con trastornos mentales graves.
Read more


Declaración AEN sobre el Decreto de Prescripción por Principio Activo (25-11-2011)

La Junta Directiva de la Asociación Española de Neuropsiquiatría valora positivamente el Decreto de Prescripción por Principio Activo que recientemente fue aprobado por el Consejo Interterritorial y que ha entrado en vigor el 1 de noviembre.

La prescripción por principio activo es una medida de eficiencia y buena practica que siempre es necesaria, especialmente en momentos de crisis económica. La Agencia Española del Medicamento supervisa y garantiza la calidad de los productos farmacéuticos que están en el mercado.
Read more